Inicio / Actualidad / Comunicados

El Canciller expuso acerca de la inserción de la Argentina en el mundo

Jueves 3 de Agosto de 2000

Rodríguez
Giavarini destacó la importancia del ALCA y de la UE como

mercados
para las exportaciones de la Argentina

El Canciller
Adalberto Rodríguez Giavarini destacó que tanto la Unión
Europea como el ALCA son opciones estratégicas de la Argentina para
sus exportaciones, ya que ambas implican una clara posición multilateral.

En una conferencia
a los egresados del IAE en el Hotel Alvear, Rodríguez Giavarini
ratificó el compromiso de nuestro país de duplicar las exportaciones,
por lo cual estableció que la prioridad es ir fortaleciendo los
bloques para luego unirse a la globalización. 

La Argentina eligió
al Mercosur como primer elemento en la construcción del bloque,
explicó el Canciller, mientras agregó que la cláusula
democrática, la cláusula de paz y la carta social

firmada en Buenos
Aires el pasado 30 de junio hacen del Mercado Común una construcción
particular y única.

En segundo lugar
la expansión del Mercosur será a Latinoamérica, término
en el cual el Canciller puso especial hincapié diferenciándola
de Sudamérica ya que se busca incluir a Méjico.

A partir de allí
-sostuvo Rodríguez Giavarini- se está trabajando con la Unión
Europea y con el Alca, el cual representa el otro gran camino. Enfatizó
que para el 2005 deberán verse los logros de los trabajos que se
vienen desarrollando relacionados con los acuerdos de libre comercio.

La Argentina ejerce
durante este año la titularidad del ALCA y evidentemente esta posición
clave nos permitió tener una acción que se concretó
y culminó, explicó el Canciller. Mientras que agregó
que tenemos tiempos a cumplir,  si la agenda establece 2005 para ALCA-Mercosur
en libre comercio nosotros lo estamos cumpliendo y acelerando notablemente.
Nuestra titularidad del ALCA ha llevado a que las disidencias se redujesen
de 44 a 4 con lo cual es muy probable que en el caso de ALCA la agenda
del 2005 se pueda adelantar, continuó.

Es una gran tarea
que nos hemos impuesto y la estamos recorriendo con éxito hasta
ahora, ratificó el jefe del Palacio San Martín. 

Al referirse a las
negociaciones entre la Unión Europea y el Mercosur el Canciller
explicó que en estos seis meses tuvimos el acuerdo de Vilamoura
donde por primera vez se incorpora agricultura y servicios en la agenda.
Esto es un logro para la Argentina y para el Mercosur.

Intercambio comercial
del Mercosur en aumento    

El canciller Adalberto
Rodríguez Giavarini destacó que la creación del Mercosur
favoreció al crecimiento del comercio entre sus socios al igual
que con el exterior del bloque al señalar que entre los socios del
Mercosur el intercambio creció a una tasa promedio del 16 % anual
entre 1990 y 1999 y enfatizó el potencial de crecimiento del comercio
intra-bloque es elevado.

Los países
del Mercosur y sus asociados al relanzar el Mercosur ratificaron su compromiso
de no adoptar medidas que restrinjan el comercio recíproco y establecieron
elaborar una Propuesta para armonizar el trato a los bienes de capital
no producidos dentro de la región así como limitar el uso
de los incentivos a las inversiones y a la producción, explicó
el Canciller.

Rodríguez
Giavarini afirmó que los socios del Mercosur acordaron también
establecer criterios para regular las importaciones subsidiadas de los
países no miembros del bloque regional y que los acuerdos comerciales
con terceros países serán negociados en forma conjunta para
mantener la cohesión del bloque y para evitar perforaciones del
arancel externo común. Remarcó que es un objetivo prioritario
perfeccionar el sistema de solución de controversias.

Asimismo recalcó
que la política de la Cancillería está en sintonía
con el resto del Ejecutivo especialmente en el incremento de la participación
argentina en el mercado mundial y la inserción de nuestros productos.
En tal sentido detalló entre las iniciativas adoptadas el 

incremento de las
alícuotas de reintegros a un grupo de productos; la modificación
de las resoluciones de la AFIP tendientes a agilizar la devolución
de IVA y el inicio del proceso de estandarización y digitalización
de documentos para la exportación.

El Banco Nación
y el BICE se involucraron en la asistencia financiera a las Pymes exportadoras,
que se estableció un programa nacional de capacitación para
potenciales exportadores y que se dispusieron medidas que contribuyen a
las negociaciones internacionales del sector agroalimentario, agregó
el jefe del Palacio San Martín.

Ante una colmada
audiencia en el salón Versailles mencionó que la Cancillería
inició relevantes negociaciones dentro y fuera del Mercosur para
mejorar la inserción de nuestros productos en el comercio internacional.

 

3 de agosto de 2000.

 

Contenidos relacionados