Inicio / Actualidad / Comunicados

El consulado argentino en Río de Janeiro intervino

Miércoles 23 de Mayo de 2001
Información para la Prensa N°: 
140/2001

Información
para la prensa Nro 140/2001

El
consulado argentino en Río de Janeiro intervino

en
la localización y restitución de dos menores 

 

El
consulado general de la República Argentina en Río de
Janeiro intervino en la localización y restitución de
los menores de nacionalidad argentina Gustavo Cabrera y Daniel Guerrero,
cuya desaparición de sus hogares había sido denunciada
por los familiares. 

 El
18 de mayo pasado el Consulado General de la Argentina en Río
de Janeiro recibió un pedido, a través de la Dirección
General de Asuntos Jurídicos de la Cancillería, de parte
del Juzgado de Menores Nro 2 de San Isidro –secretaría Nro
3- por el que se requería la intervención de esa sede
a los fines de lograr la localización y restitución
de los menores Gustavo Eduardo Cabrera, argentino, nacido el 26 de
marzo de 1987 en Santa Rosa de Calamuchita, Córdoba, DNI 33.148.752
y Daniel Raúl Guerrero, argentino, nacido el 16 de abril de
1991, en San Fernando, Buenos Aires, DNI 35.982.196.

 El
mismo día la Cónsul General en Río de Janeiro,
Nora Beatriz Borja, se entrevistó con el Jefe de la Policía
Federal y con funcionarios de la Policía Marítima, Aérea
y de Fronteras y de Interpol Brasil.

 El
sábado 19 de mayo fue localizado por las autoridades brasileñas
el menor Gustavo Cabrera y conducido a un “abrigo de menores”, poco
después fue hallado el otro menor cuya desaparición
había sido reportada.

Al
día siguiente, fue localizado Pedro Daniel Pires, ciudadano
argentino, mayor de edad que había sustraído a los menores
de la custodia de sus padres y los había llevado a Brasil.

Ambos
niños fueron puestos a disposición del Juez de la Primera
Vara de la Infancia y la Adolescencia, el lunes 21.

En
virtud de las gestiones ante el juez, ese mismo día, el Consulado
General obtuvo la custodia de los dos menores. Dado que se encontraban
en la ciudad dos oficiales de Interpol Argentina especialmente enviados
para colaborar en la resolución del caso, la Cónsul
General les transfirió la custodia a fin de que acompañaran
a los menores durante su regreso al país.

El
retorno se produjo en el vuelo AR 1256 que arribó a Ezeiza
el mismo 21 a las 23.15, por cuenta del Ministerio de Relaciones Exteriores,
Comercio Internacional y Culto de la Argentina.

El
Consulado General acompañó en todo momento a los menores,
desde poco después de su localización –informada inmediatamente
por Interpol Brasil- e intervino en todos los trámites necesarios
para permitir el pronto regreso de los niños al país,
a la vez que protegió hasta donde le fue posible sus identidades
dado su carácter de menores de edad. 

 

23
de mayo de 2001

Contenidos relacionados